Bleach Wiki
Advertisement
Bleach Wiki


"Da la vuelta y sólo una sombra queda" - Tite Kubo

Suì-Fēng (砕蜂 (ソイフォン), Soifon ?)[note 1] es la comandante de las Fuerzas Especiales y capitana de la Segunda División del Gotei 13. Su teniente es Marechiyo Ōmaeda.

Apariencia

Suì-Fēng es una mujer de baja estatura y complexión menuda y fibrosa. Por efecto del "respira" de Barragan Luisenbarn perdió su brazo izquierdo. Tiene los ojos de color gris oscuro y el pelo negro con cierto tono azulado y corto, a excepción de dos mechones trenzados a la altura de la espalda, que se encuentran envueltos en tela y con una anilla dorada atada al final de cada uno de ellos. En el pasado, antes de la partida de Yoruichi, Suì-Fēng lucía un peinado a la altura de los hombros que le daba un aspecto más dulce e inseguro. Su apariencia actual es justo la contraria a la de aquel entonces, al proyectar una imagen de mujer fuerte, independiente e implacable. Pero en su corta aparición en la Saga del Agente Perdido se puede apreciar que lleva el cabello un poco más largo.

Por encima del uniforme de Shinigami que viste, Suì-Fēng luce un haori blanco sin mangas, distintivo de su posición como Capitana del Gotei 13. Las únicas estandarizaciones que cuenta en su vestimenta Suì-Fēng consisten en un cinturón Sash de color amarillo anudado por encima del haori, así como unos zapatos chinos tradicionales, muy ligeros y aptos para el empleo de artes marciales. Al contrario que el resto de Shinigami, lleva su Zanpaku-tō de forma horizontal en la espalda, un curioso rasgo que sólo comparte con Tier Harribel y los dos actuales miembros de la familia Shiba. Debajo de su traje de Shinigami, Suì-Fēng esconde el propio del Comandante Supremo de las Fuerzas Especiales, que deja brazos, hombros y espalda al descubierto.

Galería

Personalidad

Suì-Fēng es extremadamente firme e inflexible tanto en su forma de ser como en sus ideas, debido a las duras condiciones en las que se crio y realizó su aprendizaje. Para ella, la derrota no es una opción posible, y ateniéndose a este precepto, dirige con mano de hierro las Fuerzas Especiales. Trabaja duro y tiene muy claras sus ideas de servir con frialdad y eficiencia todas las órdenes que se le asignen. Por lo general, se muestra reservada y poco habladora, pero no arrogante y con aires de superioridad, como sí es su Subcapitán, Marechiyo Ōmaeda, aunque suele bromear o burlarse de sus enemigos mientras está en combate. Tampoco dudará en quitar de en medio a uno de sus subordinados si se mete en su camino. Ha escogido ignorar a todos éstos, incluso a su Teniente Ōmaeda, creyendo que el esfuerzo personal construye el carácter. A no ser que se encuentre sometida a enormes presiones emocionales, Suì-Fēng se muestra siempre dueña de sí misma y no se deja alterar por nada. En todos los casos es estricta y severa, pero a un mismo tiempo deja entrever ciertas dosis de ironía y sarcasmo, sobre todo en los comentarios dedicados a Ōmaeda.

Suì-Fēng es una persona con una voluntad increíble, no dudando en hacer lo que sea para completar una misión y derrotar a su enemigo. Un ejemplo de esto se puede ver en su batalla contra Baraggan. Después de que el ataque del Segundo Espada le alcance, Suì-Fēng ordena a su Teniente que le corte el brazo, sin dudar en ningún momento. Muy raramente Suì-Fēng muestra signos de desesperación o emoción en el campo de batalla, excepto cuando se preocupa por su antigua maestra. A pesar de su conducta fría y sus ataques constantes hacia su Teniente, ha mostrado cierto grado de esperanza en él (confiando en él como acto de distracción mientras llevaba a cabo un plan). Su actitud es tan terca que incluso ahora parece guardarle rencor a Urahara, culpándolo, sobretodo, de la deserción de Yoruichi hace 100 años. Esto se demuestra cuando le pide a Hachi que ponga al tendero en una barrera por un mes (cuando le pide que use su Bankai por segunda vez).

Relaciones

Suì-Fēng y Yoruichi en el pasado

Aunque la lealtad de Suì-Fēng hacia la Sociedad de Almas es total, pudiendo llevarla en ocasiones al extremo debido a su duro carácter, apenas se ha relacionado con otros Shinigami más allá de las meras fórmulas de cortesía. En lo que a sus subordinados respecta, la propia Suì-Fēng ha reconocido que procura en todo momento marcar las distancias con éstos (quizás debido a lo que sufrió en el pasado tras ser abandonada por Yoruichi), creyendo que sólo a raíz de saber afrontar la adversidad, una persona puede prosperar. Según ella, ser de las Fuerzas Especiales significa poder atacar por la espalda a un enemigo si un aliado se encuentra en dificultades, a no ser que el oponente sea tan fuerte que todo esfuerzo sea en vano, ante lo cual uno deberá mantenerse al margen hasta que el combate haya finalizado.

Si con sus subordinados es dura y exigente, con sus enemigos Suì-Fēng es simplemente implacable. En todos sus combates ha mostrado una mente fría y analítica y estar muy segura de sí misma. Busca no dejar a su oponente ni un solo margen de movimiento y acabar con él lo más rápida y limpiamente posible. Si se ve provocada, no duda en responder con ironía y desdén a su oponente, pero no deja de verlo como un simple obstáculo al que debe derrotar a toda costa, o morir en el intento. La mayor parte de las interacciones que se han visto de Suì-Fēng con otros personajes de la serie se han producido en los omake de corte cómico o en episodios y escenas inéditas del anime. Junto a otras ilustres personalidades, Suì-Fēng forma parte de la Asociación de Mujeres Shinigami (al contrario que la anterior Capitana de la 4ª División, Retsu Unohana, que no apareció en ninguna de las reuniones), y ahí se ha podido ver su lado más cómico, mostrando una obsesión sin parangón por Yoruichi.

Precisamente la dependencia que ha demostrado tener siempre respecto a su antigua mentora parece ser la causa de que Suì-Fēng no tenga una buena impresión ni de Kisuke Urahara ni de los Visored, a los que seguramente culpa de haber tenido mucho que ver con la súbita partida de Yoruichi de la Sociedad de Almas. Esto se hace patente en la Batalla de Karakura, donde muestra su reticencia no sólo a ser ayudada, sino incluso a dirigirle la palabra al Visored que acude en su auxilio, Hachigen Ushōda, pese a su innegable amabilidad y paciencia. La Capitana de la 2ª División sólo accede a colaborar con él cuando éste le promete que, como pago a ello, encerrará a Urahara durante un mes en una de sus barreras. Pese a ello, es importante destacar que tras sus ademanes fríos y altaneros, Suì-Fēng parece tener en cierta estima a sus aliados. De hecho, al creer que Hachi había sido derrotado, mostró una evidente preocupación por él.

Yoruichi Shihōin

El clan Fēng es una familia de la baja nobleza supeditada a los Shihōin, a los que sirven de tal forma que todos sus miembros pasan a formar parte de las Fuerzas Especiales, un cuerpo de operaciones tradicionalmente dirigido por un Shihōin. Desde pequeña, a Suì-Fēng se le inculcó la idea de servir como si de una diosa se tratase a la por entonces líder de los Shihōin, Yoruichi, y con un gran esfuerzo logró llegar a ser su guardaespaldas y una de sus más directas servidoras. Aunque Suì-Fēng venerase a Yoruichi y la obedeciera ciega y lealmente, ésta última prefería un trato más personal, y siempre trató de que la llamase simplemente Yoruichi o, a lo sumo, Yoruichi-san, sin llegar nunca a conseguirlo (lo máximo que consiguió fue que Suì-Fēng se refiriese a ella como Yoruichi-sama).

Cuando Yoruichi se fue de la Sociedad de Almas, sin dar ninguna explicación ni señal alguna de vida en los siguientes cien años, Suì-Fēng sintió como todo su mundo se derrumbaba, y a partir de ese momento comenzó a desarrollar la personalidad dura y desabrida que tiene en la actualidad, maldiciendo siempre el recuerdo del pasado. Esta herida tardaría mucho tiempo en cicatrizar, hasta el siguiente encuentro entre Yoruichi y ella, en la Saga de la Sociedad de Almas. Aunque en el manga aún no han vuelto a verse, en el anime y en varios omake cómicos originales de Tite Kubo se ha explotado, siempre como el principal recurso cómico de Suì-Fēng, la estrecha relación que la une con su antigua jefa y maestra. En estos materiales se ha jugado mucho con la idea de que Suì-Fēng está enamorada de Yoruichi y la mayor parte del tiempo está pensando en ella y en cómo poder satisfacerla, sobre todo debido a que Yoruichi parece ignorar los verdaderos sentimientos de Suì-Fēng.

Marechiyo Ōmaeda

Suí-Fēng y Ōmaeda

Las personalidades de Suì-Fēng y de Ōmaeda no pueden ser más distintas, y estas divergencias se han podido ver en más de una ocasión en los encontronazos que han tenido a lo largo de la serie. Suì-Fēng desprecia en todos los sentidos a su Teniente, a quien tacha de vago, glotón, indolente y poco eficaz, aunque éste no deje de quejarse de la dureza de su Capitana hacia él. Durante las luchas en Karakura Town se escenificó de forma más clara el desdén con el que trata Suì-Fēng a Ōmaeda, llegando a decir que no le vendría mal tener dificultades y correr el riesgo de una muerte casi segura para que aprendiese lo dura que es la vida. No obstante, Ōmaeda demostraría una firmeza de carácter nunca pensada en él, llegando a proteger a Suì-Fēng y a obedecerla, por más que le cueste acatar órdenes como cortarle un brazo a su jefa o servir de cebo a un enemigo muy superior a él. Estos gestos no dejan de ser pasados por alto por Suì-Fēng, aunque hasta ahora la actitud que mantiene hacia Ōmaeda no ha cambiado de forma apreciable.

Historia

Suì-Fēng de pequeña

Su nombre de nacimiento fue Shaolin Fēng (蜂 梢綾, Fēng Shaolin ?), al pertenecer a la Familia Fēng, un clan noble estrechamente ligado a la Familia Shihōin, una de las grandes Casas Nobles de la Sociedad de Almas. Todos los Fēng sirven tradicionalmente a los Shihōin ingresando en las Fuerzas Especiales, bajo pena de expulsión si no lo consiguen. Debido a ello, desde su infancia Shaolin sintió una gran presión que, sin embargo, fue la fuerza motriz de sus primeros éxitos. Junto con sus cinco hermanos mayores, logró entrar en la división de los Ejecutores, pero no tardaría en ser el único miembro superviviente de la familia: sus dos primeros hermanos murieron durante sus primeras misiones, los dos siguientes en la segunda, y el último en la sexta. En el mismo momento de acceder a las Fuerzas Especiales, Shaolin cambió su nombre, y adoptó el seudónimo con el que fue conocida su bisabuela, Suí Fēng.

Suì-Fēng en el pasado

Gracias a sus esfuerzos y su constante trabajo, Suí Fēng fue ascendida y acabó por convertirse en la guardaespaldas de la Comandante Suprema de las Fuerzas Especiales, Yoruichi Shihōin, quien la tomó como protegida y la entrenó en las distintas disciplinas de la lucha. Unos 110 años antes de la historia central, Suí Fēng es una persona extremadamente protectora hacia Yoruichi y su honor, y no duda en mostrar su desconfianza hacia Kisuke Urahara, amigo íntimo de Yoruichi que gracias a sus recomendaciones llega a ser ascendido al puesto de Capitán de la 12ª División. Ya por entonces, en una escena inédita del anime, la propia Yoruichi revela sus intenciones de que Suí Fēng llegue a ocupar en un futuro no muy lejano el puesto de Capitana de una división, lo que indica que sus poderes en aquellos días no eran algo desdeñable.

Nueve años después del ascenso de Kisuke Urahara , Yoruichi abandona la Sociedad de Almas junto a su amigo, renunciando así a todos sus títulos y cargos. Este hecho marca un antes y un después en la vida de Suí Fēng, quien se siente traicionada por la partida de su mentora y por las turbias circunstancias que rodearon este hecho. A causa de ello, se entrenó con dureza con el único objetivo de sobrepasar a Yoruichi y tomar todos los títulos a los que renunció. Con el tiempo, acabaría sucediéndola como Comandante Suprema de las Fuerzas Especiales (algo inusitado hasta la fecha, ya que este cargo es hereditario del clan Shihōin) y como Capitana de la 2ª División del Gotei 13.

Sinopsis

Saga de la Sociedad de Almas

Suí Fēng luchando con Yoruichi

Junto a los otros capitanes del Gotei 13, Suì-Fēng acude a la reunión de urgencia convocada de forma inmediatamente anterior a la entrada de los Ryoka en el Seireitei, con el fin de pedir explicaciones a Gin Ichimaru por haberlos dejado escapar en su primer intento de acceder al lugar. Suí Fēng apenas sí interviene, y no vuelve a aparecer hasta el mismo día de la ejecución de Rukia Kuchiki, dirigiéndose junto a Ōmaeda al Sōkyoku y criticando allí la falta de tantos Capitanes y Subcapitanes de división. Junto con los demás presentes, contempla con inusitada sorpresa el rescate de Rukia llevado a cabo por Ichigo Kurosaki y con la inesperada ayuda de los máximos responsables de las divisiones 8ª y 13ª.

Suì-Fēng llora preguntandole a Yoruichi por que no la llevo con ella

Furiosa al ver cómo Rukia está siendo puesta a salvo, Suì-Fēng ordena a los Tenientes presentes, incluyendo al propio Ōmaeda, que persigan al fugitivo. Sin embargo, Ichigo logra derrotarlos en un abrir y cerrar de ojos antes de entrar él mismo en combate con Byakuya Kuchiki. Mientras, Suì-Fēng se dispone a acabar con Kiyone Kotetsu, acusándola de traición, hasta que se ve súbitamente interrumpida por la llegada de un nuevo combatiente, que no es otro que la propia Yoruichi. Ambas luchan en el bosque que se encuentra bajo de la colina del Sōkyoku, y desde el principio se ve que la increíble velocidad y las habilidades en la lucha cuerpo a cuerpo de Yoruichi han llegado a ser igualadas por las de Suì-Fēng con el paso del tiempo.

Decidida a inclinar la balanza a su favor y demostrar que ha llegado a ser más fuerte que su antigua mentora, Suì-Fēng muestra su shikai y comienza a ponerle las cosas más difíciles a Yoruichi, aunque ésta es capaz de evitar la muerte instantánea que proporciona la Zanpaku-tō de Suì-Fēng si la golpea dos veces en el mismo lugar. Seguidamente, Suì-Fēng opta por mostrar una nueva técnica que no había llegado a perfeccionar hasta el mismo día anterior, el Shunkō. Para su sorpresa, Yoruichi revela haber desarrollado esa misma habilidad mucho tiempo antes, y aunque ninguna de las dos la llega a controlar completamente, la antigua líder de las Fuerzas Especiales es a todas luces superiores a la actual. En el último embate, cuando Suí Fēng evoca el pasado y ataca con renovada furia, Yoruichi detiene en el último momento un golpe destinados a acabar con la vida de su exalumna, lo que acaba por derrumbar a Suì-Fēng y sellar su reconciliación. Entre lágrimas, Suì-Fēng vuelve a referirse a Yoruichi como en el pasado (llamándola Yoruichi-sama), y le pregunta por qué la abandonó y no permitió que la acompañase en el exilio.

Una vez arregladas sus diferencias, Yoruichi y Suí Fēng son las primeras en llegar al Sōkyoku al desvelarse la traición de Sōsuke Aizen y otros dos capitanes. Ambas mujeres son capaces de capturar momentáneamente a Aizen, hasta la aparición de una gran cantidad de Gillian y el uso de sus habilidades de Negación, que permiten llevar sanos y salvos a los traidores al Hueco Mundo.

Saga Bount (sólo en anime)

El contenido de esta sección se considera como contenido no-canon, y por lo tanto no cuentan como parte oficial de la historia.

Suì-Fēng a punto de atacar a Mabashi

Suì-Fēng será uno de los primeros Shinigami en acudir a Karakura Town, al ayudar a Yoruichi a recolectar datos sobre la nueva amenaza de los Bount y llegando a tener juntas el primer contacto con uno de los miembros de esta raza. Posteriormente, Suì-Fēng parte con Yoruichi a la Sociedad de Almas, para continuar la búsqueda de información, y no vuelve a aparecer hasta que los Bount supervivientes logran llegar al Seireitei y siembran el caos en el lugar. Mabashi usa los poderes de su Doll para poseer a todos los Shinigami con los que se encuentra, llegando a mermar de forma considerable los efectivos de las Fuerzas Especiales. Suì-Fēng llega a ser envenenada por el veneno de los bitto, y progresivamente se va debilitando, siendo aparentemente incapaz de hacer frente a Mabashi. No obstante, aprovechando un descuido de su enemigo, Suì-Fēng logra darle el golpe definitivo y revela que el veneno de su shikai es un antídoto para cualquier otra sustancia tóxica.

Saga Arrancar

En esta saga, Suì-Fēng es convocada a una reunión de Capitanes a la cual asiste como de costumbre.


Saga del Nuevo Capitan Syūsuke Amagai (sólo en anime)

El contenido de esta sección se considera como contenido no-canon, y por lo tanto no cuentan como parte oficial de la historia.

Suì-Fēng detiene a Ichigo

Suì-Fēng está presente en la ceremonia de promoción del nuevo Capitán de la 3ª División, Amagai. Cuando el Capitán Sajin Komamurale pregunta a Syunsui quién ha presenciado la prueba de aptitud de Capitanes, Syunsui le dice que no lo sabe. Entonces Suì-Fēng comenta que eso no importa, ya que Amagai igualmente tendrá que probar su valía al resto. Cuando Ichigo viaja a la Sociedad de Almas para rescatar a Rurichiyo, parando su boda, es interrumpido por la llegada de Suì-Fēng y la 2ª División. Kurosaki pretende seguir hacia adelante, pero la Capitana se pone delante de él y le dice que es irrespetuoso el interrumpir una boda de una familia noble. Rukia le dice que puede explicar sus acciones e Ichigo le pide que les dé algo de tiempo para probar su inocencia. Kurosaki intenta explicarle, pero Rurichiyo lo desestima, haciendo que la 2ª División se prepare para capturarlo. Entonces Rusaburō Enkōgawa escapa y libera su Zanpaku-tō, golpeándola contra el suelo y haciendo que éste colapse.

Rukia detiene a Suì-Fēng

Cuando el humo se dispersa, Suì-Fēng ataca a Ichigo, pero Rukia se mete por el medio. La Shinigami intenta explicarse, pero Suì-Fēng no la escucha y usa un ataque con Hakuda, dejando a Rukia fuera de combate. Entonces la Capitana va tras Ichigo, el cuál es incapaz de convencerla de nada. Después de unas cuantas palabras, Suì-Fēng se quita el haori y empieza un combate que domina fácilmente con Hakuda. Luego libera su Zanpaku-tō, pero antes de que pueda atacar, Rukia usa el Hakuren, consiguiendo de esta manera el poder escapar. Poco después se le aproxima Kumoi, que le pide que sus hombres no entren en su mansión. Suì-Fēng intenta discutir esto, pero Kumoi le recuerda su estatus social.

Suì-Fēng encuentra a Ichigo

Entonces la Capitana se ve forzada a esperar a que Ichigo y Rukia salgan, cosa que acaban haciendo junto a Shū Kannogi como rehén, haciendo que no haya opción de capturarlo. Más tarde, Suì-Fēng reporta la situación en una reunión de Capitanes y hace mención a las negaciones de Kumoi para que entren en su mansión, haciendo ver que quizá está escondiendo algo. Más tarde, mientras está en la Sociedad de Almas, Yoruichi ayuda a Suì-Fēng a entender lo que realmente está pasando con la familia Kasumiōji. Entonces le enseña una técnica a Suì-Fēng que le ha enseñado Urahara, permitiéndole a la Capitana atravesar la barrera (hecha con sangre real y supuestamente impenetrable) situada en la fundición de los Kasumiōji.

Saga del Hueco Mundo

Cuando Aizen se va de Hueco Mundo para dirigirse a la Karakura falsa, ella, al igual que el resto del Gotei 13, aparece allí junto a su Teniente.

Saga de la Batalla de Karakura

Suì-Fēng luchando con Ggio Vega

Suì-Fēng y Ōmaeda marchan con el resto de los capitanes que no se encuentran en el Hueco Mundo a enfrentarse a las fuerzas de Aizen en el mundo de los vivos, en una copia de Karakura Town que Kisuke Urahara ha preparado para albergar la inminente confrontación. Una vez que quedan asegurados tres de los cuatro pilares que mantienen la Karakura real en la Sociedad de Almas, Suì-Fēng comienza a luchar con Ggio Vega, uno de los restantes miembros de la Fracción de Baraggan Luisenbarn. Desde un principio Suì-Fēng se muestra muy segura de sí misma, pillándole por sorpresa que su adversario logre zafarse de sus ataduras y que llegue a ponerle en apuros, al inmovilizarla y disponerse a atacarla con todas sus fuerzas. Ōmaeda llega incluso a interponerse entre ambos, corriendo peligro su propia vida al hacerlo, más Suì-Fēng se libera con facilidad y ayuda a su Teniente, regañándolo por haberla ayudado, afirmando que sólo estaba probando las habilidades de una resurrección. La veracidad de esta frase queda patente inmediatamente después, ya que con sorprendente rapidez, Suì-Fēng mata a Ggio al perforarle con su shikai dos veces en el pulmón derecho.

El efecto del "Respira" en el brazo de Suì-Fēng

Tras acabar con Ggio Vega, Suì-Fēng y Ōmaeda se encaran con Baraggan, quien es la Segunda Espada del ejército de Aizen. Las dificultades que tienen ambos en combatir ante tan formidable adversario son muchas, ya que pese a luchar con todas sus fuerzas no son siquiera capaces de hacer que cambie de posición. Decepcionado al ver que los Shinigamis no dan más de sí, Baraggan opta por empuñar su enorme Zanpaku-tō. Con sus poderes, Baraggan es capaz de envejecer y deteriorar todo lo que toca, y con tan sólo tocar el hombro de Suì-Fēng logra que sus huesos se rompan.

Suì-Fēng usando su Bankai contra Baraggan

Tras ello,Baraggan libera su Zanpaku-tō, y Suì-Fēng comprueba en sus propias carnes el terrible poder de su enemigo, capaz de deteriorar lo que se encuentra a su alrededor. Con su habilidad de Respira, el brazo izquierdo de Suì-Fēng queda infectado y se pudre con sorprendente rapidez, obligando la Capitana de la 2ª División a Ōmaeda que le ampute la extremidad. Visiblemente fatigada y comprendiendo que Baraggan es demasiado fuerte como para luchar con él según los métodos convencionales, Suì-Fēng emplaza a Ōmaeda a hacer de cebo mientras ella prepara su bankai. Ōmaeda tiene dificultades para hacer frente incluso a un Respira de Baraggan premeditadamente lento, pero permite que Suì-Fēng tenga el tiempo suficiente para anudar un edificio entero con unos vendajes de ginjōtan (una tela muy pesada, empleada como armadura) y activar su bankai. Ante la curiosidad de Baraggan, Suí Fēng dice que su bankai ofende su orgullo como líder de las Fuerzas Especiales por ser demasiado voluminoso, pesado y llamativo para realizar un asesinato silencioso. Inmediatamente, la Shinigami dispara a su objetivo, el bankai es un misil dorado, provoca una explosión gigantesca y una densa humareda, que es dispersada al llegar al campo de batalla Wonderweiss Margera, mostrando que Baraggan no ha sufrido ningún daño apreciable.

El misil del bankai explota dentro de la Barrera de Kido

La situación hubiera llegado a ser crítica para Suì-Fēng de no ser por la providencial aparición de los Visored, quienes han decidido unir sus fuerzas con los Shinigamis del Gotei 13 para acabar con Aizen. Hachigen Ushōda, conociendo ya los poderes de Baraggan, se une al enfrentamiento y saluda a Suì-Fēng, quien se niega a hablar con él, afirmando que no le conoce de nada, pese a ser una obvia mentira. La habilidad de creación de barreras de Hachi no es suficiente para hacer retroceder a Baraggan, quien es capaz de envejecer incluso el Kidō, por lo que finalmente el Visored y la Shinigami acaban uniendo sus fuerzas, una vez que el primero promete a la segunda encerrar al día siguiente a Urahara durante un mes entero. Hachi procede a rodear al Espada con una serie de potentes barreras, tras lo cual Suì-Fēng dispara dentro de ellas un nuevo misil de su bankai, con la firme convicción de que en esta ocasión Baraggan no podrá anular todo el daño recibido, al tener tan poco espacio y tiempo de maniobra. Las predicciones de Hachi resultan ciertas, y la Segunda Espada se resiente del tremendo impacto del bankai de Suì-Fēng, aunque no llega a morir hasta que el Visored, por medio de sus barreras, es capaz de insertarle su propio brazo que se está degradando por acción del Respira, irónicamente acabando con Baraggan por medio de su propia técnica de envejecimiento. Por aquel entonces, Suì-Fēng se encuentra totalmente exhausta tras la cantidad de poder espiritual que ha empleado, ya que según ella misma reconoce se ha forzado demasiado al realizar dos veces en un sólo día un ataque que teóricamente sólo debería emplear una vez cada tres días.

Aunque está físicamente agotada después de su combate con Baraggan, Suí Fēng se dispone a combatir contra el propio Sōsuke Aizen, junto a otros muchos Shinigami y Visoreds, con el fin de proteger a Ichigo Kurosaki, evitar que éste contemple el shikai de su enemigo y permitirle aprovechar cualquier descuido de Aizen para abatirle.

Suì-Fēng es cortada por Aizen, junto con Hitsugaya, Syunsui, y Shinji

Antes de comenzar la lucha, Suì-Fēng le advierte a Ichigo de que cualquier apertura en las defensas de Aizen sólo durará un instante y que perderá la oportunidad de acertarle si no se encuentra preparado. Igualmente, le dice que el único propósito de esta guerra es sobrevivir, y que la idea de proteger el mundo o ayudar a los demás no son más que excusas morales que suenan bien. La Capitana de la 2ª División se enfrenta cara a cara con Aizen, quien critica una actitud tan impropia de la líder de las Fuerzas Especiales.

Suì-Fēng después de ser herida por Aizen

Suì-Fēng se niega a tomar en consideración las palabras de un traidor y mediante su increíble velocidad, crea un gran número de clones con los que ataca de forma simultánea a su oponente. Antes de que Aizen pueda reaccionar, Suì-Fēng le golpea dos veces en el mismo lugar con su shikai. Aizen alaba una técnica como aquélla, más le da una enorme sorpresa a Suì-Fēng al decirle ominosamente que los combates de Shinigami son combates de poder espiritual, y que con el suyo puede cancelar una habilidad tan letal como es el Nigeki Kessatsu. Aun así, los esfuerzos de Suì-Fēng combinados con los de Syunsui Kyōraku, Shinji Hirako y Tōshirō Hitsugaya parecen dar sus frutos, al ser Aizen atravesado por la espalda por la Zanpaku-tō del joven Capitán de la 10ª División. Desgraciadamente, todo resulta ser una ilusión proyectada por el propio Aizen, que había hecho que Hitsugaya atravesase en realidad a su amiga Momo Hinamori. Sorprendidos ante el brusco cambio de la situación, ninguno de los cuatro luchadores tiene tiempo suficiente para reaccionar y acaban siendo abatidos por Aizen de un solo golpe.

Saga de La Historia Alterna de las Zanpaku-tō (sólo en anime)

El contenido de esta sección se considera como contenido no-canon, y por lo tanto no cuentan como parte oficial de la historia.

La Capitana Suì-Fēng es uno de los Shinigami que son llamados a la cima del Sōkyoku para una reunión de emergencia. Allí es la primera vez con la que se encuentra con Muramasa y observa como su Zanpaku-tō está del lado del enemigo. Poco después se da lugar una feroz batalla entre los Shinigami y los espíritus de las Zanpaku-tō. Cuando Kazeshini intenta atacar a Hisagi e Iba, que están llevando a un Komamura inconsciente, Suì-Fēng bloquea el ataque. Un tiempo después es vista con el Onmitsukidō llegando para ayudar a Ichigo, Marechiyo Ōmaeda e Ikkaku Madarame, con el objetivo de capturar a Hōzukimaru y Gegetsuburi. El primero consigue escapar, pero Suì-Fēng envía a Gegetsuburi para que Mayuri lo examine.

A la noche siguiente, Suì-Fēng llega con el Onmitsukidō y otros Shinigamis para salvar a Rukia y Renjide varios espíritus de Zanpaku-tō. Mientras Gonryōmaru está atacando a los Shinigami, la Capitana de la 2ª División pasa al ataque y va a por él. Suì-Fēng consigue esquivar un disparo de fuego de Tenken y está desconcertada con la idea de luchar contra dos oponentes poderosos (nivel de Teniente y Capitán) a la vez. Gonryōmaru ataca a la Capitana con electricidad, pero ella consigue esquivarlo y le da un golpe fuerte, lanzándolo contra una pared. Luego continúa esquivando los ataques de Tenken. Finalmente, Gonryōmaru invoca una nube negra que se sitúa encima de ella. Suì-Fēng se burla de los espíritus antes de usar su Shunkō. La batalla está transcurriendo de una manera buena para la Capitana hasta que son interrumpidos por Suzumebachi.

Suzumebachi y Suì-Fēng

Mientras está aguantando un golpe de Tenken, Suì-Fēng nota otra presencia y se tiene que apartar. Esa presencia se trata de, ni más ni menos, Suzumebachi. Además, la Zanpaku-tō ha conseguido darle un primer golpe y ha estado a punto de darle el segundo en el mismo sitio, cosa que hubiera significado la muerte de la Capitana. Luego el espíritu le dice que no tiene sentido del estilo y que suena estúpida cuando va por todos los lados diciendo “Yoruichi-sama”, esto, “Yoruichi-sama”, lo otro. Para concluir, Suzumebachi le dice que cambie de “armario” y que se busque un novio. Suì-Fēng queda sorprendida con la personalidad de su Zanpaku-tō y se pregunta si realmente es la suya. Entonces Suzumebachi le dice que si duda, tan sólo tiene que esperar para ver qué pasa cuando le golpee por segunda vez. Preocupada al darse cuenta de que no va a poder mantener la velocidad de Suzumebachi en el lugar donde están, Suì-Fēng engaña a su Zanpaku-tō para que la siga a otro lugar.

Mientras la Capitana corre, es atacada por Suzumebachi, aunque consigue esquivarla para que no pueda darle por segunda vez en el mismo sitio, y esta vez le aparece una marca en el hombro. Suzumebachi le felicita por sus tácticas, pero le dice que tiene un total de tres marcas por todo su cuerpo. Suì-Fēng empieza a preguntarse por qué su velocidad no es la misma, hasta que Suzumebachi le explica que esto es así debido a su pequeño tamaño, cosa que genera muchas complicaciones a la Capitana a la hora de atacarla.

Suzumebachi ataca a Suì-Fēng

Entonces Suzumebachi empieza a burlarse de su dueña, hablando sobre Yoruichi, haciendo que Suì-Fēng se enfade y consiga darle un golpe a su rival. Luego la Capitana intenta darle otra vez, pero el espíritu esquiva el ataque con facilidad. Entonces Suzumebachi intenta golpearle en el ojo, pero Suì-Fēng consigue esquivarla con el Shunpo, aunque acaba con una marca en su mejilla. Suzumebachi se ríe e intenta adivinar dónde le golpeará la próxima vez, volando alrededor de Suì-Fēng, usando su velocidad increíble para confundirla. Entonces Suzumebachi decide atacar a la marca que está situada en la mejilla de la Capitana, pero en el momento que el aguijón hace contacto, es repelido por el Shunkō de Suì-Fēng. Entonces la capitana toma su espada y golpea al espíritu, consiguiendo volver a tomar el control de su Zanpaku-tō. A pesar de salir victoriosa, la pelea le ha dejado exhausta y, en el momento en el que está a punto de colapsar, llega Yoruichi y la agarra, llevándosela.

Suì-Fēng estará presente cuando Yoruichi revela que ha encontrado el lugar donde Muramasa tiene a Yamamoto. A medida que la forma de Hollow de Muramasa crece en fuerza, Suì-Fēng, Suzumebachi y el resto de Shinigamis y espíritus de Zanpaku-tō de alto nivel, aparecen en Karakura para ayudar al equipo de Ichigo en la batalla. Juntas, Suì-Fēng y Suzumebachi empiezan ha derrotado a varios Gillians. Cuando Suì-Fēng centra su atención al domo gigante en el que se ha transformado Muramara, Ishida le lanza varias flechas para evitar que lo ataque. El Quincy intenta razonar con ella, diciéndole que Ichigo está dentro, pero Suì-Fēng insiste en que su misión es lo primero. Finalmente, Hitsugaya acaba convenciéndole de que se centre primero en los Menos Grande. A medida que el número de Gillians aumenta debido a la Garganta, Suì-Fēng y los demás combinan su reiatsu para sellarla, evitando así que lleguen más Gillians. Después de que Suì-Fēng y los demás acaben con los Menos restantes, Ichigo sale del domo con un Muramasa medio muerto.

Saga de la Invasión armada al Gotei 13 (Sólo Anime)

El contenido de esta sección se considera como contenido no-canon, y por lo tanto no cuentan como parte oficial de la historia.

Suì-Fēng está presente para una reunión convocada por el comandante Yamamoto sobre las recientes desapariciones en el Dangai. La capitana escucha el informe de Mayuri Kurotsuchi sobre un intervalo de tiempo en el Dangai y su petición de llevar a cabo un estudio para identificar la causa de este incidente. Suì-Fēng después acompaña a otros miembros del Gotei 13 al mundo de los humanos y está presente durante una reunión en la habitación de Ichigo en la Clínica Kurosaki.

Suì-Fēng niega el Shunko de Kageroza

Yoruichi libera a Suì-Fēng del sello de Kageroza Inaba Y llega a la guarida de Inaba al mismo tiempo que los capitanes del Gotei 13 y Yoruichi, deteniendo a Kageroza de atacar a un herido Toshiro con un cuchillo. Suì-Fēng y los capitanes atacan a Inaba y a su ejército invasor de reigais. Durante la pelea, Yoruichi y Suì-Fēng usan Shunko, pero son bloqueadas por los portales de Kageroza. Zaraki les dice que Inaba puede copiar todo lo que hacen con la habilidad especial de su Zanpaku-tō, Yoruichi y Suì-Fēng usan Hankisosai para contrarrestar esto y crear una apertura para que Kenpachi y Hitsugaya ataquen con éxito a Kageroza. Sin embargo, el cuerpo de Kageroza se disipa y reaparece para atacar inmediatamente, hiriendo a todos cuatro.

Suì-Fēng derrotada por el reigai de Kenpachi

Cuando Mayuri lucha y habla con Kageroza, Suì-Fēng escucha su conversación con los demás capitanes. Cuando Mayuri atormenta a Kageroza, Suì-Fēng exige que sé deprisa y acabe de una vez por todas con él. Kageroza libera todo el poder de los reigai y aparecen más de ellos en escena. Las fuerzas del Gotei 13 luchan contra los reigais, mientras ella lucha contra el reigai de Byakuya Kuchiki, Suì-Fēng es derrotada por el reigai de Kenpachi Zaraki. Ella después es sanada en la casa de Kukaku Shiba junto a los otros capitanes y luego aparece junto con ellos para a ayudar a Ichigo y Kisuke Urahara contra sus perseguidores Reigai.

Suì-Fēng y Yoruichi atacan al Reigai-Unohana.

Suì-Fēng rápidamente hace equipo con Yoruichi para combatir al Reigai-Retsu Unohana, sin embargo, incluso con sus ataques combinados, el Reigai es capaz de bloquear sus ataques sin esfuerzo con una barrera. Suponiendo así que el Reigai ha mejorado aún más desde su última batalla. Pronto, los capitanes se encuentran acorralados por el poder incrementado de los Reigai, Byakuya, sin embargo, se da cuenta de una diferencia clave en su método de combate, ellos se rehúsan a combatir por el temor de ser superados en número y por esta razón no atacan primero, Suì-Fēng se burla de ellos por sus cobardes tácticas de batalla.

Después, Ōko Yushima se dispone a destruir la Sociedad de Almas con su técnica Renzan Hajokuri. Antes de que los miembros del Gotei 13 pudieran actuar, los Reigai dan un paso al frente, diciendo que ellos detendrían el plan caótico de su creador, ya que su meta principal ha sido siempre la de proteger la Sociedad de Almas a su manera. Luego los Reigai destruyen la técnica de Yushima a costa de sus propias vidas.

Saga del Agente Perdido

La primera aparicion de Suì-Fēng en esta saga se produce cuando Ichigo interrumpe en la Sociedad de Almas para llevarse el cuerpo de Ginjo. Sui-Fēng aparece para replicarle que no todos los capitanes han acudido a su llegada, y que los ausentes son Mayuri y Ukitake. Cuando Ichigo habla con Yamamoto, interrumpe nuevamente para exponer todas las razones negativas por las cuales Kurosaki no debería llevarse el cadáver.

Saga de la Guerra Sangrienta de los Mil Años

Suì-Fēng enfrenta a un Sternritter

Cuando Akon y Mayuri reportan sobre la infiltración del Wandenreich, Suì-Fēng también está presente. Se le ordena (como a todos los Capitanes) prepararse para la guerra. Cuando los Sternritter inician la invasión en el Seireitei, los demás Capitanes y Tenientes se dirigen al lugar donde aparecen los pilares de luz. Detrás de ella se ve a un miembro desconocido del Sternritter.

A pesar de su conocimiento sobre la misteriosa habilidad del enemigo para "sellar" el Bankai, Suì-Fēng decide usar su propio Bankai frente a su rival, con la esperanza de encontrar el punto débil del dispositivo con ayuda de su Teniente Ōmaeda. Para su terrible sorpresa, el Sternritter que enfrenta no sella su bankai, sino que lo "roba". En el momento en el que el Capitán General Yamamoto sale a enfrentarse al líder del Wandenreich, Suì-Fēng comprende que todavía tiene esperanzas para derrotar a su rival, y junto a su Teniente, se preparan para continuar su lucha.

Suì-Fēng y Kensei discuten

Después de cierto tiempo, Suì-Fēng se sorprende al sentir que el reiatsu de Yamamoto ha desaparecido. Poco tiempo después de que el Wandenreich deje la Sociedad de Almas, Suì-Fēng se reúne con varios Capitanes y escucha como Ukitake afirma que no pudo encontrar el cuerpo de Yamamoto. Al escuchar peores noticias dejadas por un agente del Departamento de Investigación y Desarrollo, Suì-Fēng reacciona de una manera agresiva. Kensei la reprende por su actitud, pero Suì-Fēng responde que sólo él está calmado porque le tenía rencor a Yamamoto, esto hace enojar a Kensei, pero la situación es interrumpida por Komamura y posteriormente por Syunsui.

Suì-Fēng entrenando intensivamente en la cima de una montaña

Luego, junto a los demás Capitanes, observa la llegada de la Guardia Real. Tras la aparición de la División Cero, Suì-Fēng les reclama sobre su llegada tardía, pero es ignorada y mientras continúa su reclamo, Tenjirō Kirinji aparece velozmente tras ella y la sujeta del brazo. El Guardia Real le aclara que los miembros del Gotei 13 son quienes deben proteger el Seireitei y por ende no deberían necesitar de su asistencia, ya que el deber de la División Cero es solo proteger al Rey. En ese momento, Kirinji es golpeado en la cabeza por Hyōsube, permitiéndole a Suì-Fēng liberarse. Tiempo después, Senjumaru Shutara aparece con grandes orbes que contienen a Renji, Byakuya, Rukia y Tensa Zangetsu, lo cual impacta a Suì-Fēng y los otros Capitanes. Tras la partida de la Guardia Real, Suì-Fēng se dirige a la cima de una montaña para comenzar un intenso entrenamiento físico.

Suì-Feng es ataca y detenida por BG9

Posteriormente, aparece para salvar a su Teniente del ataque de BG9, quien queda sorprendido por no haber podido sentir el reiatsu de la Capitana. Suì-Feng ataca a BG9 con su Shunko ya completo, pero parece que el ataque no surte efecto. El Quincy ataca a Suì-Feng con los látigos de reishi, quien en una de

Suì-Fēng utilizando el Shunko

esas atraviesa su brazo y la mantiene inmóvil para golpearla con un poderoso ataque. En el cielo se observa un estallido. Suì-Feng vuelve aparecer tirada en el piso y siendo examinada por el Quincy, el cual está obteniendo datos de ella. Ōmaeda se acerca para entregarle la píldora a su Capitana, quien no duda en liberar su Bankai para atacar a un afectado y sorprendido Sternritter, generando la desaparición de una de las partes del edificio donde BG9 se encontraba. Nuevamente, se observa una explosión en el cielo.

Feng le confiesa a Kisuke el motivo de su disgusto.

Suì-Feng es llevada en uno de los brazos de Marechiyo. Después de esto, ella es curada por la Teniente Hinamori y acude al lugar de reunión de emergencia en donde sé encuentra Kisuke. Una vez alli Feng Golpea a su Teniente por hacer mucho ruido, ya que podría despertar a su hermana Mareyo. Más tarde, se disculpa con Renji y le informa al Teniente que es hora de entrar y colocar su mano en la barrera para poder entrar. Ya en el laboratorio se encuentra con el hermano de Yoruichi, por lo que Suì-Feng pone una cara de ternura al verlo y luego le da algo de dinero.

Mientras Kisuke explica la situación de cada uno de los Capitanes del Gotei 13 y luego de decir que invadirán el Palacio del Rey, la Capitana Suì-Feng queda muy asombrada ante tal plan. Se molesta debido a la broma de Shinji por lo que le advierte que lo golpeará. También se molesta al saber que Kisuke siempre los subestima, además de que ella desea volver, y le confiesa a Kisuke que no soporta que piense tan poco en los demás miembros del Gotei 13, además de decirle que sabe muy bien las cosas que hace, ya que él también es parte del Gotei 13. Después de sentir el breve temblor y ser testigo de la presencia de Mimihagi saliendo del cuerpo de Ukitake, ella muy preocupada le pregunta a Kisuke que cuanto va a durar esto entonces, porque es probable que consuma la vida de Ukitake. Kisuke le responde que no lo sabe y que mientras este pase deben aprovechar para establecer la puerta principal para ir al Palacio del Rey. Suì-Fēng se percata de que algo no anda bien y decide ir a vigilar. Sin embargo, al liberar su Bankai, se percata de que pequeños seres se aproximan, entonces Marechiyo también la ayuda, al igual que todos los miembros del Gotei 13. Al ver a Aizen fuera del Muken, ella le dice a Syunsui que debería tener vergüenza ante semejante acto cometido.

Varios Años después de la derrota de Yhwach Suì-Fēng es vista enfureciéndose con Kenpachi por su tardanza en la ceremonia, después está presente en dicha ceremonia. Más tarde aparece tras percatarse de la presencia de un reiatsu inusual donde Mayuri Kurotsuchi estaba investigando preguntando por Rukia a Byakuya Kuchiki, pero el capitán le dice que se marchó recién acabada la ceremonia y que hace mucho que no tenían tiempo libre. Cuando Suì-Fēng llega donde Mayuri, éste dijo que no recuerda haber notificado de esto a nadie, pero ésta le recrimina que no subestime las habilidades de espionaje de la segunda división, cuando el reiatsu de Yhwach emerge se pone en guardia, pero el reiatsu desaparece dejando perplejos a los shinigamis presentes.

Can't Fear your Own World

El contenido de esta sección se considera como contenido no-canon, y por lo tanto no cuentan como parte oficial de la historia.

Suì-Fēng ve con molestia a Shūhei Hisagi por sus palabras de Sōsuke Aizen, ella le dice que la conducta de Aizen es una molestia para la Sociedad de Almas. Suì-Fēng es enviada para vigilar a Tokinada Tsunayashiro, pero este no paraba de mandarle indirectas sobre su lealtad hacia Yoruichi, y empezó a incomodarla hasta la llegada de Yoruichi, cuando de pronto los asesinos de Tokinada llegan para enfrentarse a las shinigami en eso Tokinada decide usar el poder de su Shikai.

Los Shinigami encargados de las Fuerzas Especiales fueron derrotados con suma facilidad por Tokinada, Suì-Fēng se limitó a observar la batalla y analizar a Tokinada, ella detestaba a Tokinada. Suì-Fēng no entendía del todo la habilidad de la Zanpaku-tō de Tokinada si solo refleja los ataques o tenía algo más.

NO BREATHES FROM HELL

Tres horas antes del Konsō Reisai de Ukitake, Mayuri utiliza varios hologramas para informar a los Tenientes del Gotei 13 que deben prepararse para ir al Mundo Humano para realizar la ceremonia del Jogimen Reibaku. Se puede ver que Suì-Fēng patea a Marechiyo para que comience a alistarse para ir al Mundo Humano.

Más tarde, Suì-Fēng y los otros capitanes se dirigen a la tumba del difunto Ukitake para así poder realizar el ritual del el Konsō Reisai, una vez en frente de la tumba del difunto capitán los presenten empiezan a ver como una extraña sustancia empieza a flotar en la zona, Suì-Fēng intentaría tocar una de las gotas de esta sustancia, pero esta seria detenida por Shunsui quien desenvaina su Zanpaku-tō y corta la gota que Suì-Fēng estaba a punto de tocar, Shunsui explica que esa sustancia se llama Jigoku no Rinki y que esa sustancia proviene del Infierno, Shunsui también señala que el verdadero motivo para realizar el ritual del Konsō Reisai es poder arrojar el cuerpo de los Capitanes fallecidos al Infierno.

Equipamento

Ginjōtan

  • Ginjōtan (銀条反, Banda de Plata Invertida ?): Una faja de acero usada debajo de la armadura, ésta contribuye un peso elevadísimo haciendo más difícil para el usuario moverse con rapidez y ligereza. El tremendo retroceso producido por usar su Bankai (Jakuhō Raikōben) requiere que Suì-Fēng esté anclada a un objeto estacionario cercano a través de este material similar a una tela con en el objetivo de no salir disparada a una enorme velocidad.

Poderes y Habilidades

Datos de batalla de Suì-Fēng: Arriba-Ataque / Arriba drcha.-Defensa / Abajo drcha.-Velocidad / Abajo-Kidō / Abajo izda.-Inteligencia / Arriba izda.-Fuerza física

Tratándose de una Capitana del Gotei 13, Suì-Fēng es uno de los Shinigami más poderosos de la Sociedad de Almas, con unas capacidades de lucha marcadamente superiores a las del resto de habitantes de la Sociedad de Almas. Al tratarse de la Comandante Suprema de las Fuerzas Especiales y la Comandante en Jefe del escuadrón de los Ejecutores, Suì-Fēng es una auténtica experta en ocultar su presencia y en asesinar con el más absoluto de los silencios, antes de que su objetivo sea capaz siquiera de darse cuenta de lo que ha ocurrido. Las condiciones de trabajo de las Fuerzas Especiales también han sido las causantes de que su líder sea una persona observadora y astuta, capaz de adaptarse a cualquier situación y tomando decisiones sobre la marcha con gran frialdad. Una de sus tácticas preferidas parece basarse en sumir a sus enemigos en una falsa sensación de seguridad, que les permita subestimar sus habilidades y poder atacarles por sorpresa, sumiéndoles en una rápida derrota.

Hohō

Como antigua discípula de Yoruichi, Suì-Fēng ha adquirido un estilo de lucha muy similar al suyo, basado en una eficaz combinación del combate cuerpo a cuerpo y movimientos a altísimas velocidades. Su dominio en el Hohō le ha permitido dominar de manera muy sobresaliente el Shunpo su dominio en el Shunpo es tan extenso que puede seguirle el ritmo sin perder el resuello a Yoruichi, quien antiguamente llegó a ganarse el sobrenombre de "Diosa de la Velocidad". Durante su combate, incluso Yoruichi se daría cuenta de lo mucho que había progresado Suì-Fēng y no dejaría de reconocer sus progresos, que la convierten a día de hoy en uno de los luchadores más veloces de la Sociedad de Almas y, junto a Byakuya Kuchiki, quien parece servirse más del Shunpo a la hora de combatir.

  • Utsusemi (空蝉, Cigarra ?): Esta técnica le permite a su usuario desplazarse a grandes velocidades para así ser capaz de poder evadir un ataque, esta técnica es capaz de dejar una imagen "tangible" de su usuario lo que da la impresión que el usuario si ha recibido el ataque en lugar de esquivarlo.

Suì-Fēng creando clones con su Hanshafu

  • Hanshafu (反射歩, Paso de Reflexión o Paso Reflejado ?): técnica especial que le permite a su usuario moverse tan rápido que es capaz de crear una serie de clones no tangibles, los cuales sirven para desconcertar al enemigo. Usando esta técnica, Suì-Fēng fue capaz de crear en torno a unos 15 clones, aunque en el anime fueron 22.

Kidō

Otra extensa rama de técnicas de lucha Shinigami en la que Suì-Fēng está muy versada, Suì-Fēng suele usar menos los hechizos de Kidō ya prefiere usar técnicas de lucha cuerpo a cuerpo. No obstante, es debido a sus conocimientos en Kidō, Suì-Fēng es capaz de emplear el Shunkō uno de sus fuertes y una de las técnicas que más usa durante las batallas.

Shunkō completo

  • Shunkō (瞬閧, Grito Instantáneo ?): Se basa en concentrar inmensas cantidades de energía Kidō comprimida en torno a los hombros y la espalda del usuario, razón por la cual el uniforme del Comandante Supremo de las Fuerzas Especiales deja descubiertas estas zonas. Yoruichi conoce desde hace mucho tiempo el Shunkō, pero ella misma había reconocido no controlarlo por completo. Suì-Fēng, luego de su batalla contra Yoruichi, ha logrado dominar el Shunkō. Este, al ser viento, logró hacer que girara alrededor de su cuerpo como si fuera un huracán. Según palabras de ella, si no fuera porque su Bankai fue robado, nunca habría logrado perfeccionar esta técnica.
  • Mukyū Shunkō (無窮瞬閧, Eterno Grito Instantáneo ?): Utilizando todo el viento que la rodea, Suì-Fēng se lanza sobre su enemigo, extendiendo su brazo hacia delante, dirigiendo las fuertes corrientes el viento en la misma dirección, como si de un golpe se tratase, provocando una gran explosión.

Hakuda

Como la actual comandante del Onmitsukidō, Suì-Fēng es toda una maestra en este arte, ella ha estado entrenando en las artes del Hakuda desde que se unió al Onmitsukidō. Actualmente, Suì-Fēng es una del combatiente cuerpo a cuerpo más competente dentro de toda la Sociedad de Almas, Suì-Fēng ha ido capaz de poder luchar en contra de su antigua maestra y llegando a poder rivalizar con la fuerza de Yoruichi.

  • Kazaguruma (風車, Molino de viento ?): Consiste en arrojar el cuerpo al aire, haciendo un movimiento de corte con las piernas para conseguir una pierna delante de la otra sin apoyarse en el suelo. El movimiento se puede hacer al revés o de lado. Cuando el movimiento se realiza con una pierna en alto sobre la cabeza para ofrecer una devastadora patada a un adversario, siendo capaz de enviarlos a volar con una fuerza brutal.
  • Takigoi (滝鯉, Cascada de la Carpa ?): El usuario utiliza esta técnica para crear una abertura en la defensa del oponente, cuando el objetivo se precipita a atacar, el usuario bloquea el ataque con su antebrazo. Cuando el enemigo se mueve para patear al otro, el usuario agarra el pie bloqueándolo con su mano libre, mientras bloquea simultáneamente el segundo ataque con las piernas. El usuario atrapa posteriormente el segundo pie del oponente entre sus piernas. Con las dos piernas atrapadas, el objetivo está ahora abierto para ser atacado y el usuario se aprovecha de la situación para atacar con su mano libre.

Zanjutsu

Suì-Fēng también es bastante competente en este arte, por lo general durante el transcurso de la batalla Suì-Fēng suele mezclar su experticia con el Hakuda, el Hohō junto con el Zanjutsu para así poder abrumar a su oponente.

Zanpaku-tō

Suzumebachi sellada

Suzumebachi (雀蜂, Avispa). Su aspecto sellado se asemeja más a un wakizashi que a una katana, al ser más pequeño y con una hoja algo más estrecha que la de la mayoría de las Zanpaku-tō de los Shinigamis. Su guardia tiene una forma similar al caparazón de un insecto, y su mango es de color amarillo. A la hora de la batalla, Suì-Fēng no suele emplear su Zanpaku-tō, y cuando lo hace no tarda en liberar su shikai, más hemos podido ver que tiene un curioso estilo de lucha, al sostener su arma de forma horizontal e inversa, como si empuñase una daga corta o un puñal. No sólo ataca a partir de esta posición, describiendo amplios arcos, sino que así también suele bloquear los golpes.

Suzumebachi

Shikai: La frase de activación de Suzumebachi es aguijonea a todos los enemigos hasta la muerte y en latino como Pica a Tus Enemigos (尽敵螫殺, jinteki shakusetsu ?)y en la versión española es Envenena con tu picadura, y Suì-Fēng la pronuncia a la vez que mantiene su arma con la mano derecha y ésta empieza a emitir un suave zumbido. En su primera liberación, Suzumebachi adquiere la forma de un pequeño aguijón dorado que cubre el dedo corazón de Suì-Fēng, así como un brazalete del mismo color que se ajusta a la muñeca de su usuaria, y se une al aguijón con una delgada cadena. Decorado con motivos horizontales dorados y negros, el shikai se ajusta perfectamente al nombre de la Zanpaku-tō.

En su shikai, Suzumebachi es idónea para el estilo de lucha especializado en las distancias cortas de Suì-Fēng, mostrando además unos poderes que convierten a la Capitana de la 2ª División en una peligrosa enemiga.

Nigeki Kessatsu usado contra Ggio Vega

  • Nigeki Kessatsu (弐撃決殺, Muerte en Dos Pasos ?): Al perforar a un enemigo con Suzumbeachi este no suele dejar una herida muy profunda, pero marca la zona de ataque con un sello negro con forma de mariposa denominado Hōmonka (蜂紋華, Emblema de la Abeja ?). Si Suzumebachi vuelve a impactar en el mismo lugar marcado por el centro del Hōmonka, el adversario morirá inevitablemente. Aunque antiguamente la duración de los Hōmonka no solía superar la hora y media, en la actualidad sólo podrán ser retirados por expreso deseo de Suì-Fēng. Además, esta terrible habilidad no sólo se produce al golpear al enemigo en el mismo punto dos veces, sino que es efectiva en toda la superficie corporal que haya entrado en contacto con Suzumebachi, por profunda que haya podido ser la herida. Sin embargo, a pesar de la terrible habilidad del Shikai, si el enemigo atacado supera con creces el Reiatsu de Suì-Fēng, la técnica no tendría efecto alguno. Durante su lucha con Mabashi, en una temporada exclusiva del anime, Suì-Fēng explica que la habilidad de la Muerte en Dos Pasos se debe a un veneno que excreta Suzumebachi. Esta sustancia tiene además las virtudes de ser un eficaz antídoto que hace a Suì-Fēng invulnerable a cualquier otro veneno, con tan sólo aplicar sobre su propia piel el ataque de su Zanpaku-tō.

Jakuho Raikoben

Bankai: Jakuhō Raikōben (雀蜂雷公鞭, Látigo Avispa del Trueno ?). Su aspecto es el de una armadura protectora que cubre todo el brazo derecho de Suì-Fēng y se extiende por encima de su hombro hasta formar una especie de escudo que protege el lado derecho del rostro de la capitana cuando ésta se dispone a atacar con él. Sobre la placa protectora del brazo se aloja un arma de enormes dimensiones, que llega a doblar la altura de Suì-Fēng, y tiene la forma de un misil. Según las propias palabras de su usuaria, Jakuhō Raikōben ofende su orgullo como miembro de las Fuerzas Especiales al ser un artefacto demasiado grande para poder esconderse, demasiado pesado para moverse con rapidez y con un ataque demasiado llamativo como para poder ser considerado un asesinato.

Suì-Fēng disparando su Bankai

Al contrario que el Shikai, el Bankai de Suì-Fēng le permite atacar a distancia, al poder lanzar el misil en un inmenso despliegue de poder espiritual. Una vez disparado, del misil surgen algunas placas que deben de tener la misma función que las plumas de una flecha (evitar que se desvíe del objetivo al cual se apunta), e impacta contra su objetivo formando una enorme explosión, que genera una ráfaga de energía tan potente que es capaz de lanzar a varios metros de distancia a todos los que se encuentran en las proximidades, y de romper la tela de acero con la que Suì-Fēng se ha atado para poder soportar la fuerza de retroceso de su Bankai. Hachi hizo notar que el ataque tenía un tremendo poder destructivo, capaz de dañar no sólo a Baraggan sino también a las poderosas barreras Shiji no Saimon. El disparo de Jakuhō Raikōben parece requerir un gran esfuerzo a la Capitana de la 2ª División, llegando a perder ésta el aliento una vez que ha efectuado su ataque. Según sus propias palabras, sólo podía utilizar a Jakuhō Raikōben una vez cada tres días, razón por la cual acabó tan debilitada al haberse forzado a emplearlo hasta dos veces en el mismo día.

Es posible que con cada vez que se utilice el Jakuho Raikoben, éste se debilitara cada vez más, esto se demostró en el momento en que Suì-Fēng disparó por primera vez su Bankai, en este momento el poder de su Bankai fue devastador mientras que cuando lo utilizo por segunda vez al explotar en la barrera de Kidō su poder no resultó tan grande.

Poderes y Habilidades Exclusivos de Bleach: Brave Souls

El contenido de esta sección se considera como contenido no-canon, y por lo tanto no cuentan como parte oficial de la historia.

Suì-Fēng fusionó con su Zanpaku-tō Brave Souls

Una forma exclusiva de Bleach: Brave Souls, como parte del evento de vinculación con Bleach: Spirits Are Forever With You, en este universo Suì-Fēng se ha logrado fusionar con su Zanpaku-tō obteniendo, un poder que va más allá del Bankai. Esta versión de Suì-Fēng tiene el cabello mucho más largo, el cual lleva atado por dos trenzas, la tonalidad del cabello de Suì-Fēng comienza a volverse a un rojo oscuro mientras más se acerca a las puntas, aparte de este cambio se puede ver que ahora Suì-Fēng usa su tradicional Keisen Shōzoku y por encima de este se puede ver que hay varias piezas de armadura dorada; la cual consta de un pequeño peto triangular, un fauld a la altura de la cadera y un par de grebas en sus piernas, además de esto, el cuello y las muñecas de Suì-Fēng están rodeados por un pelaje blanco y esponjoso, por su parte el brazo derecho está cubierto por una versión ampliada de Suzumebachi. Por su parte, en su mano izquierda Suì-Fēng controla un escudo dorado en forma de cruz, el cual se cierne frente a ella.

  • Suiran Jakusetsu (遂乱螫殺, Terminando el Caos de las Picaduras Mortales ?): Suì-Fēng procede a atar a sus enemigos con su versión ampliada de Suzumebachi y con el escudo de su brazo izquierdo.

Batallas

Curiosidades

  • Suì-Fēng ha sido siempre uno de los Capitanes más populares, como han revelado las encuestas de popularidad realizadas hasta la fecha. Cuando aún no había llegado a intervenir en la serie, llegó a posicionarse en 44º lugar, para seguidamente ascender a los puestos 16º y 25º, en las encuestas tercera y cuarta. En ésta última, incluso llegó a sobrepasar a Yoruichi.
  • En la encuesta de popularidad de las Zanpaku-tō, Suzumebachi obtuvo el 15º lugar.
  • En la novela Bleach: Can't Fear Your Own World, se revela que Suì-Fēng tenía dos hermanos mayores que murieron sirviendo a la familia noble de los Tsunayashiro.
  • Suì-Fēng comparte con su ex-maestra Yoruichi Shihoin un single en el álbum "Bleach Concept Covers" en el cual interpretan Houkiboshi original de Younha, el cual representa el #3 ending de la serie.
  • Es uno de los personajes que ha aparecido en un mayor número de videojuegos dedicados a Bleach. En Bleach: Heat the Soul 3 incluso llega a tomar parte, junto a Ichigo, Ishida, Renji, Byakuya e Hitsugaya, en una misión secreta que sólo se puede realizar una vez se ha superado el modo Historia.
  • Suì-Fēng también llega a aparecer en las tres películas de Bleach, teniendo un papel secundario pero siempre llegando a luchar en ellas. Precisamente en la primera de ellas, Bleach: Memories of Nobody, es donde se muestra por primera vez la efectividad de Suzumebachi.
  • El personaje de Suì-Fēng guarda un notable parecido físico con el de la doctora Nazna Gemeni, de la anterior serie de Tite Kubo, Zombie Powder. Éste mismo ha reconocido homenajear algunos de los diseños de los personajes de su primer manga mostrándolos, con algunos cambios, también en Bleach.
  • También se sabe que desde la reaparición de Yoruichi, empezó a coleccionar accesorios de gato e instaló "Calefacción por Piso Radiante" en los cuarteles de la 2ª División (Todos los gastos fueron cubiertos por su Teniente).
  • Ella junto con Shawlong Koufang, Ran Tao, Choe Neng Poww y Cang Du son los únicos personajes de la serie con un nombre de origen mandarín.
  • Tiene una columna en Comunicación del Seireitei titulada “Haré cualquier cosa por Vivir” y “El Camino hacia el Asesinato”.
  • En el databook Official Character Book 4 The Rebooted Souls se revela el kanji que la representa, siendo 蜂, que significa "Abeja".
  • En la novela Bleach: Can't Fear Your Own World, se revela que los hermanos mayores de Suì-Fēng fueron asesinados por miembros del Clan Tsunayashiro.

Citas

  • (A Marechiyo Ōmaeda): "Es inútil, no me interesa si está bien o no, lo que hago es cumplir con mi deber de Capitán del Gotei 13, matar al enemigo. Eso es todo."
  • (A Marechiyo Ōmaeda): "No te olvides, si te interpones en mi camino serás mi enemigo."
  • (A Marechiyo Ōmaeda): "Yo te enseñé "Piensa en la derrota de un amigo como una oportunidad. No te interpongas en el medio. Toma a tu enemigo desde atrás" Si no puedes hacerlo, si tu enemigo es mucho más fuerte que tú... Deja que tu amigo sea asesinado, porque así es como trabaja el Cuerpo de Operaciones Especiales."
  • (A Kensei Muguruma): "¡¿Avergonzando a mí misma?! ¡Sé del rencor que tenías contra el Comandante, probablemente estarás saltando de alegría ahora que está muerto!."

Notas

  1. El nombre de este personaje se presenta como la traducción del sistema de chino pinyin y la romanización Hepburn japonesa segunda.

Navegación

2da División
Capitana Teniente Tercer Oficial
Suì-Fēng Marechiyo Ōmaeda N/A
v · d · e Clan Shihōin
Miembros: 22ª: Yoruichi Shihōin
23ª: Yūshirō Shihōin
Suì-Fēng
Aliados: 2.jpeg Segunda División · SecretMobileCorpsMini.png Fuerzas Especiales
Advertisement